Otras especialidades

Cirugía de cabeza y cuello

Tratamiento quirúrgico de las enfermedades que afectan la cara (fracturas, tumores benignos y malignos), el cuello (nódulos tiroideos, cáncer de tiroides, entre otros), entre otros localizados en la cabeza o cuello.

Los procedimientos quirúrgicos en su gran mayoría, se caracterizan por tratarse de cirugías limpias, ejecutadas por personal supra especializado selecto y poco numeroso, con entrenamiento en cirugía, oncológica y otorrinolaringológica.

Análisis de las alteraciones óseas, musculares, nerviosas:

El cirujano de cabeza y cuello evaluará al paciente y definirá el maneo en conjunto, habitualmente los procedimientos de la especialidad requieren el estudio inicial de la lesión para definir el plan de trabajo quirúrgico, el médico planteará las alternativas de manejo y de ser necesario podrá sugerir el trabajo conjunto con otros especialistas para el manejo integral de la enfermedad.

Doctores o especialistas

Nuestras instalaciones

Recomendaciones

Paciente

En la consulta se evalúan diversas patologías cérvicofaciales,  en conjunto con los especialistas de Otorrinolaringología. La existencia en el Hospital Ortopédico Infantil de la consulta de Otorrinolaringología, Laboratorio, Radiología y especialidades como Medicina Interna permite la realización de un gran porcentaje de los procedimientos básicos de la patología quirúrgica de cabeza y cuello como Tiroidectomías, Parotidectomías, Exéresis de Nódulos, Disecciones Cervicales, Laringotomías, entre otras.

Medidas de salud y seguridad

Para el paciente

Recientes avances en el equipamiento y en las técnicas quirúrgicas han mejorado el postoperatorio en este campo, permitiendo una recuperación precoz, un menor grado de dolor y tasa de infección, una menor estancia hospitalaria e incluso unos mejores resultados estéticos. Esto se debe al uso de técnicas mínimamente invasivas, que están cobrando protagonismo en los últimos años. Estas permiten realizar procedimientos complejos en la región de cabeza y cuello, a través de orificios naturales o pequeñas incisiones, con mínimo daño y mínimas secuelas para los acientes.